Siete buenas razones para tener un husky siberiano

Si no estás seguro de que Husky sea el perro adecuado para ti, este artículo te dará diez buenas razones para tener uno de estos perros verdaderamente especiales.

Los Huskies siempre sonríen

Esa mirada alegre y diabólica que le importa a un perro husky siberiano revela algo especial sobre su personalidad y su relación contigo. Los perros husky son bondadosos y están dispuestos a complacer. Además, están orientados a los humanos, lo que significa que son más felices cuando están contigo. Te buscan compañerismo, guía y amor. Esta es una de las cualidades que los hace excelentes mascotas, su disposición a compartir sus vidas con los suyos.

Los huskies son excelentes compañeros de ejercicio

Debido a que los huskies siberianos necesitan mucho ejercicio, son el compañero perfecto para el atleta humano. Mientras el clima sea lo suficientemente frío, tu Husky irá corriendo alegremente (con una correa por favor) a tu lado.

 

Si no eres un corredor de maratón, bueno, un husky siberiano es la forma perfecta de empezar a entrenar, o al menos subir tu ritmo cardíaco. Un Husky puede convertir el teleadicto más dedicado en un ávido deportista. El ejercicio no solo los mantiene a ambos en forma, sino que también ayuda a mantener la mente de un Husky entretenida y su cuerpo físicamente cansado.

 

Un Husky puede llevarte a donde quieras ir
Esta es una de las muchas cosas que hacen que un husky siberiano sea único. Un pequinés no puede arrastrarte, un Basset Hound simplemente no lo hará, pero con un Husky, un nuevo mundo de deportes puede abrirse para ti. En verano, súbete a tus patines en línea y comienza a recorrer la colina y el valle. Estos perros siberianos fueron criados para tirar, está en su sangre, todo lo que necesitas hacer es seguirlo felizmente.

Estos perros esquimales no tienen olor a perrito

Compara un husky con un perro normal y te darás cuenta de lo afortunado que eres. El estado inodoro del husky hace que sea posible mantenerlo adentro todo el tiempo sin darle un baño todas las semanas. Esta es una consideración importante para las personas que son sensibles a estas cosas.

 

Los Husky son geniales con los niños

A diferencia de muchas otras razas, los huskies son tolerantes con los niños. Son lo suficientemente fuertes como para disfrutar de una vivienda ruinosa y perdonar lo suficiente como para soportar ser caídos. También es una ventaja que los perros esquimales no son protectores. Muchos incidentes desafortunados ocurren cuando un perro mordió a un niño vecino porque pensó que el niño atacaba a su hijo, aunque solo jugaban a pelearse. No tendrsá que preocuparse de que tu husky lo haga, aceptan nuevos niños en el grupo fácilmente, de hecho, cuantos más, mejor.

 

Un Husky Siberiano te recuerdan lo que es realmente importante en la vida.

En otras palabras, poseer un husky te ayuda a priorizar lo que es importante en la vida. La vida antes de los perros esquimales puede haber sido absorbida por las cosas mundanas de la vida, como la economía doméstica. Puedes olvidarte de todo eso ahora. No solo tendrás mejores cosas que hacer, como jugar con tu perro esquimal, sino que el servicial siberiano hace que la limpieza sea imposible. Entonces, ¿por qué molestarse con eso?
Nuestros perros esquimales nos enseñan que lo realmente importante es divertirse, ir juntos, mantenerse sanos y fuertes y dar y recibir un montón de amor.

 

Tu Husky te amará incondicionalmente

Los perros esquimales no ponen límites, parámetros o condiciones en su amor. No les importa si subes un poco de peso últimamente, o te has puesto un poco gris.
No hacen preguntas, no dicen mentiras y no emiten juicios. No te dan por vencido, nunca. Aún te quieren si tienes mal genio o estás distraído. Sienten por ti cuando estás deprimido. Intentan animarte sin fisgonear en tus secretos.
Y no solo te aman, también aman a todos tus seres queridos, amigos, familia, quien sea. Tu perro husky será amigo de toda su familia y de todos tus conocidos, independientemente de sus sentimientos hacia ellos.