¿Cómo estudiar y aprobar un examen tipo test?



Probablemente todos los comentarios que recibiremos sobre este articulo sean del estilo: “Podrías emplear más tiempo en estudiar en vez de dedicarte a hacer estos cálculos”. ¿Pero cómo habéis llegado hasta aquí vosotros si no?

Examenes tipo test

Todo esto surge de una pregunta: ¿Hay algún método infalible para poder aprobar los exámenes tipo test? Como veréis al final del artículo, no, no lo hay. Únicamente, estudiar.  Pero las probabilidades, estadísticas y equivocaciones de los profesores pueden en ocasiones darte puntos extra que podrían permitirnos aprobar si estuviésemos suspensos o subir la nota aprobada que ya teníamos.

Llega el día del examen ¿Qué hacemos? Sabemos el temario, algunos más que otros, pero estamos ante el papel y los nervios y cantidad de respuestas posibles nos agobian.  Primero de todo haremos cuentas matemáticas: siempre que sea posible se harán antes del examen, si se tiene conocimiento, de los datos nombrados a continuación. Deberemos conocer lo primero de todo:

  • Número de preguntas de las que consta el examen.
  • Número de opciones posibles por cada pregunta.
  • Número de posibles respuestas correctas por cada pregunta.
  • Número de posibles respuestas incorrectas por cada pregunta.
  • Cuantos puntos vale cada pregunta correcta.
  • Cuantos valen cada incorrecta.
  • Cuantos valen las no respondidas.

¿Por qué hay que saber todo esto? Para calcular lo que viene a continuación:

¿Está bien realizado el examen? ¿Podemos aprovecharlo?

Para evitar la aleatoriedad en las preguntas de los test, y asegurándose de que si respondemos al azar todas las preguntas saquemos un 0. Los profesores, puntúan sus preguntas por lo general  a positivo con un punto  por respuesta  correcta, y restando una puntuación razón de:  1 punto de examen / numero de respuestas incorrectas posibles por pregunta. Las que no están respondidas por lo general ni suman ni restan (aunque siempre hay excepciones.

Si la cantidad que resta el profesor por pregunta incorrecta es menor a lo que nosotros hemos calculado. ¡SE PUEDE APROVECHAR! (Si esa cantidad es mayor, ese profesor es un cabrón con todas las letras y deberemos andarnos con muchísimo ojo.)

Deberemos calcular también cuantas preguntas debemos realizar para conseguir nuestro preciado aprobado, si nuestro objetivo es sacar buena nota hay un método infalible. Estudiar como nadie.

¿Cómo calculamos eso?  ¿Cómo calculamos las preguntas que necesitamos hacer para aprobar sin problemas?

Supongamos que el examen está bien realizado y todo puntúa lo que debería de puntuar.  Partiendo de la premisa de que el hombre siempre se equivoca, es de lógica que si solo respondiésemos a la mitad de las preguntas de un examen CORRECTAMENTE aprobaríamos. Pero como siempre cabe la posibilidad de equivocarse por cualquier motivo, el argumento que dice: “Para aprobar solo necesito hacer la mitad bien y ya está” ¡Es Mentira! Te puedes equivocar, y lo sabes. Ante un examen de 50 preguntas está claro que necesitas 25 para aprobar pero si te equivocas en una todo se va al traste y suspendes.

¿Cómo optimizamos esto?

Lo haremos con esta fórmula:

N = Nº total de preguntas del test

R = Nº de preguntas que mal respondidas que hacen una bien.

(N/2) + 1 punto por correcta + R = Nº DE PREGUNTAS NECESARIAS PARA APROBAR

En el examen anterior por ejemplo: 50 preguntas totales, 1 punto de examen más por cada pregunta de cuatro posibilidades distintas acertada, 0,33 puntos de restado por cada pregunta fallada (tres mal hacen una bien), ni suma ni resta las no respondidas.

La formula la aplicaríamos: (50 / 2) + 1 punto por correcta + 3 preguntas mal hacen una bien  = 29

29 seria el numero optimo de preguntas a responder en este examen para aprobar sin problemas teniendo en cuenta de que nos podemos equivocar.

¿Por qué?  El número de preguntas necesario para aprobar normalmente en este examen seria  25, pero nos podemos equivocar, con una fallada suspenso. Respondiendo 26 también con una fallada suspenso (25 acertadas – 0,33 = suspenso), con 27 solo podemos permitir fallar una también una (26 – 0,33 = 25,66), necesitamos acertar al menos 26, porque si fallamos dos también suspenso (fallando dos 25 – 0,33 * 2 = 24,33 suspenso),  con 28 y 29 también deberíamos acertar 26 para aprobar pero cuando ya subimos a 30 deberíamos acertar 27 para aprobar porque si solo respondiésemos correctamente 26 suspenderíamos, veámoslo:

30 respuestas contestadas

26 acertadas y 4 falladas

Calculo: 26 – 4 * 0,33 = 24,68 suspenso

¡Necesitaríamos responder 27 correctamente  para aprobar!

27 – 3 * 0,33 = 26 aprobado

Por lo tanto el numero optimo de preguntas a responder es 29, mejor que responder 25, 26, 27, 28, porque podríamos fallar hasta 4 incorrectas sin suspender y. Y además,  ¡También nos podrían hacer aprobar! Si alguna de las que supuestamente teníamos bien estuviese mal.

¿Pero solo podría responder a 29 si pudiese o supiese responder más podría hacerme eso suspender?

El siguiente número óptimo de preguntas a responder se calcularía simplemente añadiendo 1 + N a nuestro último resultado:

29 + 1 + N (recordemos en nuestro caso 3) = 29 + 1 + 3 = 33 el siguiente numero optimo

Así serian: 29 el primero, 33, 37, 41, 45, 49 el ultimo.

Hemos calculado el numero optimo de preguntas a responder en un examen cuando este está bien realizado, suma y resta lo que debería ser según las matemáticas. Ahora bien, si el examen está mal hecho y como hemos dicho antes resta menos de lo que debería restar. ¡ESTO HAY QUE APROVECHARLO!

Formulario Test

Para empezar hay que responder a todas las preguntas aunque no tengamos ni idea puesto que ganaríamos puntos, los puntos que el profesor no nos resta al no acertar. En el caso de nuestro ejemplo, si el profesor en vez de restar 0,33 como debería ser restase 0,25 ganaríamos 0,08 por cada pregunta mal contestada. Y si sabemos que en un examen de 50 preguntas de 4 posibles respuestas ¼ de ellas es correcta y ¾ son incorrecta, con pocas que supiésemos aprobaríamos porque sin saber ninguna ya tendríamos: 50 x ¼ = 12.5 puntos por hacer las preguntas al azar. Pero si además contamos con que nuestro profesor por los ¾ de falladas nos quita menos de los que debiese:

50 x ¾ = 37.5 son las respuestas que hemos respondido negativamente

37.5 x 0,33 = 12.5 es lo que se nos restaría si estuviese hecho bien el examen con lo cual nuestra puntuación final sería un 0 como una casa.

37,5 x 0,25 = 9,37 si las preguntas que restan solo quitasen 0,25 puntos.

12,5 – 9,37 = 3.125 puntos extra ganaríamos por esta equivocación del profesor en un examen de 50 preguntas, en uno de 10 seria el doble 6,25.

¡GANARIAMOS POR ESTA EQUIVOCACION UN 6,25% MÁS DE PUNTOS!

Si además en las preguntas que vamos a responder aleatoriamente descartamos respuestas que sabemos que son incorrectas ganaríamos también puntos respondiendo al azar puesto que eliminaríamos opciones a equivocarnos.

Si quieres saber cuántas probabilidades tienes de ganar o perder puntos haciéndolo al azar,  os ofrecemos esta aplicación Excel creada por nuestros amigos de http://www.yaq.es que te permitirá calcularlas.

http://nitecuento.es/wp-content/uploads/2010/12/Examen-tipo-test.xls

Por otra parte si estamos respondiendo al azar, deberemos siempre marcar una opción ya sea “la a”, “la b”, “la c” o “la d” puesto que de esta manera reduciremos la variabilidad. Si en las preguntas que estamos seguros de que están correctas, tenemos bastantes “as”, “bes”, “ces”, “des” hay que procurar no marcar esa opción en las que hagamos al azar puesto que tienden a tener la misma proporción en un examen: la misma cantidad que de “as” que de “bes” que de “ces” o que de “des”. Si ya hemos respondido muchas preguntas que sabemos que están bien en la que hay muchas “as” correctas y se mantiene la proporción de la que hablamos quedaran menos “as” por acertar así que cambiaremos de opción. Siempre deberemos investigar al profesor en exámenes anteriores como veremos a continuación, por si acaso.

 

¿Todo esto el día del examen? ¿Y antes no hacemos nada?

Pues claro que haremos, lo principal estudiar.  Por otra parte estaría bien conseguir otros exámenes tipo test similares al que vamos a realizar del mismo profesor para ver como puntúa sus exámenes y como son el tipo de respuestas. Deberíamos realizar además un promedio estadístico de estos exámenes evaluando:

  • Numero de respuestas A que son correctas.
  • Numero de respuestas B que son correctas.
  • Numero de respuestas C que son correctas.
  • Numero de respuestas D que son correctas.
  • Numero de respuestas en las que la respuesta más larga es la correcta.
  • Evaluar  la cantidad de veces que “todas las anteriores son correctas” o “ninguna de las anteriores es correcta”, es correcta.

Sabiendo esto, si hay claras diferencias  entre ellas tendríamos algo de ventaja ya que si al hacer el examen a boleo como quien dice marcásemos la opción más probable de exámenes anteriores puede que obtuviésemos algo de ventaja. Por lo general, el promedio de respuestas “as”, “bes”, “ces” o “des” es aproximadamente el mismo, sin embargo, la regla tiende a decir que las respuestas más largas suelen ser las correctas y las respuestas con las explicaciones más simples al entendimiento según el principio de la navaja de ockham también.

Dejemos las probabilidades ya a un lado y pasemos con unos pequeños consejos simples, para aquel que quiera aprobar con nota o que simplemente quiera hacerlo por un método que le permita asegurar que lo que sabe se refleje en el examen.

Consejos

Consejos

Antes del examen:

  • Analiza los exámenes anteriores para saber qué es lo más importante y que es lo que menos importante, ¡aplica más tiempo en lo más importante!
  • Haz exámenes de prueba, invéntate los tuyos tomando de ejemplo las preguntas de otros exámenes.
  • Habla con antiguos alumnos para saber que tal les fue y que te cuenten su experiencia con el examen para hacerte una idea.
  • Ten confianza con el examen, mentalízate no le tengas miedo si suspendes no pasa nada, lo ideal para tener todo esto es SABERTELO TODO, ¡DOMINALO!
  • Descansa, duerme, aliméntate, y haz ejercicio. “Mens sana in corpore sano”. Numerosos estudios afirman que dormir el  día antes del examen y descansar entre periodos de estudios cambiando de materia facilitan la fijación en la mente de la información. Así que aunque te veas apurado duerme ya que al menos lo que tengas en la cabeza se quedara fijado y no te liaras en el examen.
  • Haz esquemas y resúmenes que te permitan a un solo vistazo antes del examen repasártelo todo rápidamente.
  • Conoce el lugar donde realizaras el examen, para saber que sitio es el más tranquilo para sentarte y que no te moleste ni te distraiga nada mientras lo haces.
  • Planifícate el tiempo y no vayas apurado.
  • Prepara todo lo que necesitaras el día antes.
  • Visita al profesor si tienes alguna duda además permitirá que te conozca mejor y si tienes que protestar después del examen fijo que te hace más caso que al que no conoce. Demuestra tu esfuerzo.
  • Llega a tiempo al examen y evita el nerviosismo.

En el examen:

  • Lee el examen detenidamente antes de empezar, lleve el tiempo que te lleve te evitara disgustos.
  • Lee atentamente las instrucciones del profesor.
  • Concéntrate como nadie.
  • Usa lápiz y goma si te es permitido por si te equivocas y tienes que borrar algo.
  • Lee atentamente el enunciado y TODAS LAS RESPUESTAS POSIBLES ANTES DE MARCAR LA RESPUESTA.  Muchas veces marcamos antes de leer y hace que fallemos muchas preguntas.
  • Si tienes que marcar en una casilla muy junta a la de la siguiente pregunta fíjate que estas marcando la respuesta en la pregunta que estas. A mí me paso y me bajo mucho la nota en un examen.
  • Si dudas entre dos respuestas deberás marcar una como hemos comentado antes. Fíate de tu primera intuición siempre suele ser la correcta.
  • Pregúntate el por qué de las respuestas e intenta responder a la pregunta sin mirar las respuestas. Si está escrito lo que piensas, esa es la opción correcta casi fijo.
  • Lleva un reloj para saber en todo momento qué hora es y como tienes que optimizarlo. Tomate tu tiempo, tranquilidad. Aprovéchalo todo si es posible aunque estés delante sin hacer nada, puedes oír sugerencias o correcciones que te pueden hacer subir nota.
  • Responde a todas las preguntas que sepas primero para quitarlas de en medio y dedica más tiempo a las que no tienes total certeza, vete marcándolas con un punto para saber cuáles son y cuando acabes la primera vuelta al examen retorna a ellas.
  • Las respuestas con errores tipográficos y mal expresadas puede que no sean la correcta, el profesor suele dedicar más tiempo a escribir correctamente las respuestas correctas que a las incorrectas.
  • Compara opciones y preguntas del examen, puede que la respuesta te la de otra pregunta del examen (ESTA REGLA CASI SIEMPRE ME FUNCIONO)
  • Cuestiónate opciones que no te suenen de nada y que no encajen con la temática, es raro que habiéndotelo leído todo no te suene de nada.
  • Si hay más de una pregunta que sabes que es incorrecta o que puede ser correcta considera la respuesta: “todas las anteriores son correctas”, “todas las anteriores son falsas”.
  • REPASALO TODO, CONSUME TODO EL TIEMPO AUNQUE TE AGOBIES SENTADO PUEDE VENIRTE LA INSPIRACIÓN.
  • Si quieres cambiar tu respuesta a alguna pregunta considera siempre tu primera opción, ¿Estás haciendo el cambio por qué estás seguro o porque simplemente te parece que la primera que marcaste no es la totalmente correcta?
  • Fíjate en sufijos, prefijos y en  la jerga puede complicarte la vida.
  • Fíjate en el “nunca”, “siempre”, “en ocasiones”, “casi siempre”, de los exámenes pueden tener truco estas preguntas.
  • Elegir siempre la opción que más se relacione con el tema estudiado.

Después de esta amplia teoría que hemos desarrollado para vosotros sobre cómo realizar exámenes tipo test les sirva de algo. Para nosotros puede sernos de mucha utilidad, dado que estamos hartos de saber los exámenes perfectamente y por nervios, por falta de atención y por azar nos encontremos con que la nota que nos merecemos no es la esperada. De ahí que hayamos desarrollado esta pequeña investigación.

Esperemos que os haya gustado y que os sea de utilidad.

 


SEO Powered by Platinum SEO from Techblissonline